La verdadera cara de Bisbal

¡Estoy que lo tiro! Hoy inauguro otra nueva sección donde comentaré cositas desde mi punto de vista. Todas las mierdas y no tan mierdas que me apetezca comentar sin más, pasarán por esta sección. Se llama Comentan2 primero porque no tenía ningún nombre mejor (sí, ya es triste) y segundo porque aquí lo comento yo, pero participamos todos en este nuestro blog.

 

 

Sin más dilación pasemos a comentar el programa del miércoles. A las 22:40 bien puntuales comenzaba en Telecinco Mi casa es la tuya. El invitado esta vez era David Bisbal, uno de los artistas españoles con más éxito.

Podría haber llegado a casa de Bertín en uno de esos coches que la mayoría de la gente sólo vemos en las revistas, pero no. Llegó en bicicleta con una chaqueta deportiva azul que muchos no se hubiesen puesto saliendo en televisión, porque no pegaba ni con cola con lo que llevaba. Ese era el primer paso para anticipar lo que sería un gran programa. Iba con el gps del móvil, como haríamos cualquiera de nosotros, tras haberle mandado Bertín previamente la ubicación por Whatsapp. Eso nos hacía sentirnos identificados. A la espalda llevaba una mochila con una receta de lo que los forasteros llaman paella y que los valencianos calificarían como ‘arroz con cosas’. Esa misma mochila que llevó a casa de ‘Machoman’ Osborne también iba cargada de sinceridad.

 

img_gmartin_20170118-234408_imagenes_lv_otras_fuentes_4-k0u--656x369@LaVanguardia-Web

 

Mientras estaban sentados en el sofá pudimos escuchar que David Bisbal era tímido de pequeño, que le rechazaron en Lluvia de Estrellas y que entró de rebote en Operación Triunfo. Quién lo diría. Me quedo especialmente con la historia de su entrada en la academia de OT1. Dejó sus datos en un contestador automático para el casting y no le llamaban. Los compañeros de otras orquestas le comentaban como ellos habían pasado a la fase final del programa y él seguía esperando la llamada. Uno de estos compañeros le dio el número de la productora, Bisbal llamó y le dijeron que el casting estaba cerrado, que la única forma de acceder era una repesca que harían en Barcelona. Allí que fue, gastándose un dineral. Pasó de ahí al casting de Madrid, donde tuvo que cancelar un bolo con su orquesta para poder estar en la fase final. Tuvo que ir de urgencias a un hospital de la capital puesto que estaba enfermo. Siguió, a pesar de sus pocas ganas, luchando los dos días que duró el casting por cumplir un sueño.

Una vez dentro tampoco fue fácil, contó. Decía que tanto tiempo encerrado es difícil para unos chavales tan jóvenes, sobre todo al principio. No sabían lo que estaba pasando fuera: “Creíamos que las pancartas que llevaba la gente, las hacía el programa. Pensábamos: ‘Qué bien montado se lo tienen'”. Durante la estancia de Operación Triunfo murió su abuelo. Su familia no quiso avisarle para que no afectase a lo que más le gustaba, aunque a él le hubiese encantado estar apoyando a su familia, como es normal. Se pudo despedir de él en una salida que hizo el programa en la que los concursantes estuvieron con sus familiares: “Me dijo que tenía todos mis periódicos y ahí empecé a ser consciente de lo que estaba pasando”.

Sin duda el claro ejemplo de que luchar por algo no es nada fácil, pero… ¿Quién dijo miedo? Si quieres algo búscalo, lúchalo. Fijaos dónde esta él. En la cima personal y profesionalmente.

También habló de Chenoa Laura. Habló con mucho cariño y respeto hacia ella y ahí me empecé a dar cuenta de hasta que punto de manipulación llegan los medios de comunicación. Se le ha tachado de todo tipo de cosas respecto a ella, pero nada más lejos de la realidad. Ayer demostró sinceridad, bondad, generosidad, alegría y humildad. Daba igual de quien hablara, en ningún momento le noté como alguien altivo. Se notaba en sus gestos, su mirada y su tono de voz que todo lo que decía, era de verdad (y no soy psicólogo, pero tampoco hace falta tener un máster para ello).

 

paella bisbal 2

 

 

Pasaron a hacer el ‘arroz con cosas’ que no quedó mal para ser la primera vez que lo cocinaba, pero tampoco quedó bien. Mientras Bisbal hablaba, Bertín comía. Y bebía. Que si un huevo crudo por aquí, gambas igual de hechas que el huevo y una botella de vino (que los espectadores viéramos) por allá. A Bisbal le vi beber dos tragos de vino contados, seguramente por no hacer el feo. Y claro, tanto traguito de vino hizo que Bertín soltase una de esas fantochadas tan suyas poniendo en aprietos a Bisbal, al que le cambió la expresión de la cara por completo: “Nosotros que hemos sido de picar mucho, hemos dejado pasar mujeres que merecían la pena. Ahora toca no dejarlas escapar”. O algo similar que al invitado le hizo poca gracia, cosa que demostró humildad. Seguramente Bisbal podrá presumir de mujeres igual o tanto como Bertín y sin embargo no lo hace.

La frase vino a raíz de hablar de la actual novia de Bisbal. Se le llenaba la boca al hablar de ella a la vez que sus ojos se iluminaban. A Bertín también se le iluminaban y le subían las chapas a los mofletes, pero del Rioja que se estaba cascando. La naturalidad con la que el invitado hablaba de su nueva novia era maravillosa. Con ayuda de Rosanna, la novia de David, prepararon un intento de arepas para Fabiola, la mujer de Bertín, puesto que ambas son venezolanas.

 

407580-620-282

 

 

Después de guarrear en la cocina lo más grande, fueron a la cata del ‘arroz con cosas’ con la madre del artista como testigo por medio de una videollamada: “Para ser la primera vez me ha quedado estupendo”-decía el almeriense. Vamos, que lo ponen en un restaurante de estrella Michelín y se lo cierran. La madre de Bisbal no hacía más que elogiar a su hijo, como es normal, y éste la miraba exactamente como se debe mirar a una madre. Esta parte no se puede explicar, pero me resultó muy enternecedora la escena. Hasta Bertín la contemplaba emocionado.

Llegó el momento de despedirse (suyo y mío, que ya estoy siendo muy pesado). Salieron a las puertas de la casa y Bisbal se definió en pocas palabras como un artista vintage. Aseguró estar en plenitud además de dejar claro que lo de ser el número uno es secundario siempre y cuando los suyos sigan con él. Se fundieron en un abrazo, pusieron planos bonitos y Bertín empezó a recitar como un poeta lo que sus guionistas (muy buenos, por cierto) le habían escrito.

Y a partir de ahí tuve la sensación de que se me había pasado volando el programa del imitador light de Risto Mejide. Tuve la sensación de que había conocido al David Bisbal de verdad, y me gustó mucho más que el personaje de televisión que pretende ser el centro de atención constantemente. Confirmé que lo de Bisbal es pasión y lo de Bertín es suerte por encontrarse con alguien tan generoso que le haga ser líder de la parrilla televisiva en cuanto a ‘share’.

 

david-bisbal-paella-de-su-madre-mi-casa-es-la-tuya-bertin-osborne-telecinco

 

‘Mi casa es la tuya’ hizo honor a su nombre y consiguió que los tres millones de personas que vimos el programa nos sintiésemos parte de esa entrevista. Maravilloso.

 

 

 

 

“He fallado una y otra vez en mi vida, por eso he conseguido el éxito” -Michael Jordan

The following two tabs change content below.
Algunos prefieren disfrutar por encima de todo el mundo, yo prefiero que disfruten los demás.

Latest posts by Sergio Fajardo (see all)

Sin Comentarios

Post a Comment